BALÍSTICA DEL .38 C, .38 SP. y .357 MAG.

Tres potencias para el mismo calibre.  Por Daniel Tagliafico

Una prueba comparativa de estas tres municiones ya que se trata de tres puntas del mismo calibre pero con distinto largo y potencia.

 En la misma analicé las prestaciones de cada una para que luego de volcarlas a esta nota, al leerla, ustedes puedan sacar sus propias conclusiones e ir comparándolas con las que ya hemos probado anteriormente.

Probé una punta común de cada munición (una .38 Corto, una .38 Special y una .357 Magnum) ya que la intención no era evaluar cada uno de estos en si, con sus distintas variantes en puntas y potencia, sino ver que diferencia encontramos entre cada uno de ellos.

Las municiones probadas de izquierda a derecha, .38 Corto, .38 Special y .357 Magnum

Preparativos:

Me fui al campo de tiro con unos cuantos tiros de cada munición y lleve un revólver Taurus .357 Magnum con un cañón de 3 pulgadas que me presto el amigo Juan Manuel para realizar dicha prueba.

Si bien el Túnel Balístico que construí es muy robusto, lo lleve al fondo del sector de tiro entre los tres mamelones para efectuar las pruebas con mayor tranquilidad.

Mi fotógrafa privada fue mi querida esposa empuñando una cámara digital para este evento.

Ya instalados en el sector con todo el equipo completo (incluyendo el de mate), me puse a realizar las pruebas.

El túnel en el momento que efectuaba los disparos

 

Tipo de punta:

El .38 Corto tenía una punta de 122 grains común de plomo, el .38 Special con punta de 158 grains también totalmente de plomo y el  .357 Magnum con 158 grains semi-encamisada con parte de plomo y parte de latón.

 

PENETRACIÓN:

Preparado del túnel de penetración

Utilicé como es habitual en nuestras pruebas 7 maderas de 20 x 20 cm. de virapitá de 22 mm. de espesor colocadas a 20 cm. de distancia entre si, de manera vertical, sin nada de ángulo de inclinación para que el impacto sea bien de frente en todos los casos.

La virapitá es una madera de las denominadas duras, si bien no es la mas dura, lo es mucho más que el pino y aunque uno sepa que no serán todas perforadas, la disposición para el armado del túnel es para todos los calibres igual.

Me coloque a unos 5 metros del túnel y efectué un disparo con cada munición, cambiando de punto de salida en cada uno para que las 3 municiones entraran con la misma trayectoria en línea paralela con respecto al túnel.

En esta foto se ven los orificios de entrada de las tres municiones

A la izquierda se ve el orificio de entrada del .357 Magnum el cual atravesó la primer madera rajándola por completo desde arriba hasta abajo, luego de atravesarla pego en la segunda madera pero ya sin nada de fuerza por lo cual ni siquiera la marco.

A la derecha se ve el impacto del .38 Corto el cual también rajó por su choque la madera pero no pudo entrar mas de 3 mm. de profundidad quedando muy lejos de poder atravesar la primer madera.

Abajo en el medio esta el agujero del .38 Special el cual chocó con fuerza rajando de la misma manera la madera y penetrando unos 7 mm., faltándole unos 15 mm. para poder atravesarla.

 

La parte trasera de la única madera alcanzada por estos proyectiles

A la izquierda el .38 Corto muestra importantes rajaduras pero no llego a atravesarla.

A la derecha el .357 Magnum rompió la madera arrancando un pedazo al salir, pero no tuvo fuerza para marcar la segunda madera.

Abajo se ve la .38 Special donde se nota que rajó con su choque algo más que el .38 Corto pero tampoco pudo perforarla.

 

PERFORACIÓN:

Preparado del túnel de perforación.

Para ello utilicé 7 chapas de hierro de 20 x 20 cm. y un espesor de 2,1 mm., colocadas a 20 cm. de distancia entre si de manera vertical sin ángulo de inclinación.

En esta foto se ven los impactos de las tres municiones

 

A la izquierda, el impacto del .357 Magnum se ve claramente como se hundió en la chapa con mucha fuerza, pero sin lograr vencer la resistencia de la misma para poder perforarla.

A la derecha pegó el .38 Corto que apenas marco la chapa.

Abajo pegó la punta del .38 Special hundiendo la chapa el doble de lo que la hundió el .38 Corto y la mitad de lo hundido por el .357 Magnum.

 

La parte trasera de la única chapa alcanzada por estos proyectiles

 

A la izquierda el .38 Corto prácticamente no le hizo nada dejando muy poco hundimiento.

A la derecha el .357 Magnum, estiró la chapa tratando de perforarla con mucha energía pero no le alcanzó.

Abajo se ve el .38 Special que hundió la chapa con bastante más potencia que el .38 Corto pero le faltó mucho para poder perforarla.

Queda demostrado que ninguna de las tres pudo perforar 2,1 mm. de chapa de hierro aunque el .357 Magnum estuvo bastante cerca de lograrlo, sin duda que con una carga algo más potente del .357M se puede atravesar la chapa sin inconvenientes.

 

DEFORMACIÓN:

Preparado del túnel de deformación.

El mismo se llenó con 40 bloques de cartón corrugado de 10 láminas cada uno; para ver cuántos perforaba cada proyectil y poderlos recuperar y así poder ver su deformación. Los 40 bloques completaban todo el largo del túnel.

Los resultados de esta prueba fueron los siguientes:

La munición del .38 Corto quedó atrapada en el 10º bloque de cartones.

La munición del .38 Special salió del bloque de cartón 16º desviada hacia arriba y pego sin fuerza en uno de los parantes del techo del túnel.

La munición del .357 Magnum fue sacada del 17º bloque de cartón.

Ninguna de las tres puntas sufrió deformación alguna y se ve en esta prueba la diferencia de penetración de cada una (10º, 16º y 17º respectivamente) para avanzar dentro de un medio de retención blando.

 

EFECTO HIDRÁULICO:

Prueba efectuada fuera del túnel, sobre un cajón.

Las pruebas para la transferencia de energía, se realizaron con bidones de 5 litros de agua bien llenos y tapados; al agua se le colocó colorante para poder ver mejor el efecto causado y solo usé tres bidones, uno para cada calibre ya que la intención de esta prueba era ver que efecto causa y no cuántos puede atravesar.

 

El momento del disparo del calibre .38 Corto

En la foto (aunque algo movida) se ve el preciso instante en que el bidón es atravesado por la munición del .38 Corto y se puede ver como al ser una munición de choque, hace saltar agua con bastante presión de ambos agujeros.

 

El momento del disparo con el .38 Special

En esta se ve claramente que la munición del .38 Special choca con más fuerza que la anterior, se ve justo que mientras salta un chorro por el agujero de entrada, rompe en su salida con buena fuerza de arrastre.

 

Disparo con munición calibre .357 Magnum

En esta foto, es notable la tremenda potencia del .357 mágnum que pega haciendo explotar al bidón en su frente y como la misma fue tomada justo cuando la bala estaba en la mitad del recorrido atravesando al bidón, no se puede ver como lo estallo al salir.

Ese chorro de agua que se ve del lado izquierdo del bidón, sale del agujero de entrada ya que aún la munición no lo atravesó.

 

Conclusión:

Penetración: en un medio duro pero no rígido (madera), se ve cuántas fueron perforadas con cada munición, y se nota claramente que a los dos 38 les faltó bastante mas potencia para poder atravesar la madera, siendo el .357 Magnum el único que la atravesó con mucha potencia y arrancando un buen pedazo de ella, por lo tanto demostró tener mucho mas poder de penetración.

Como se pudo ver, cualquiera de los tres calibres rompieron de punta a punta la madera al chocar con ella y eso demuestra su buena capacidad de choque, pero en fin, los dos 38, tienen mucho choque pero poco poder de penetración que es lo que se evalúa en este punto.

Quedando como calibre apto el .357 Magnum y no aptos el .38 Corto y el .38 Special.

Perforación: en un medio duro y rígido, (hierro) si bien ninguna perforo la chapa, se pueden ver bien las diferencias entre cada una ya que el .38 Corto fue la que apenas la hundió y el .357 Magnum fue la que más cerca pudo estar de perforarla, el .38 Special hundió notablemente la chapa pero estuvo muy lejos de poder perforarla. Por lo tanto, queda demostrado que los 38 no son aptos en perforación y se puede considerar apto al .357 que aunque no llego a perforar, demostró una buena performance en este punto de la prueba.

Deformación: en un medio blando de contención (bloques de cartón) se ve parte del poder de penetración comprobando que entre los tres calibres, el .357 M perforó un bloque más que el .38 SP, y el .38 C quedo atrás por 7 bloques de diferencia con el .357 M. Al recuperar las puntas atrapadas en los bloques vemos que no han sufrido absolutamente nada de deformación manteniendo intacta su forma, por lo tanto en este medio los tres calibres se comportan muy bien considerándolos a todos aptos.

Transferencia de energía: en medio liquido, (agua en bidón) analizando la magnitud de la explosión, a que distancia caen, como se rompe o se raja el plástico alrededor de los orificios o en toda su superficie, vemos que los tres demuestran tener una buena transmisión de energía. Observando la presión del agua cuando le pega la munición se ve claramente que el mejor es el .357 M, le sigue el .38 SP y por ultimo el .38 C, pero los tres demostraron ser buenos en este punto de la prueba por lo tanto se pueden considerar aptos.

Las tres municiones con las puntas recuperadas

De izquierda a derecha .357 Magnum, .38 Special y .38 Corto, debajo de cada una se encuentran la punta recuperada de los bloques de cartón, después las puntas recuperadas de la madera y por ultimo luego de que impactaron en las chapas de hierro.

Se puede apreciar como tanto en la madera como en la chapa la munición del .357 Magnum se separó la camisa del núcleo de plomo.

 

Para cerrar:

Sin medir velocidades, esta prueba permitió ver en madera el poder de penetración y deformación contra un medio duro pero no rígido.

En chapa, el poder de perforación contra un medio duro y rígido.

En los bloques de cartón la deformación y penetración en un medio de contención blando.

Y en el agua, el efecto hidráulico y la capacidad para transferir energía en un medio liquido.

Los tres han demostrado tener una muy buena fuerza de choque, por lo tanto la comparación entre sí fue interesante, dejando abierta la oportunidad para probar solo el .357 magnum con distintas puntas y potencia.

Con estas municiones ya tienen algunos de los calibres más conocidos para ir comparándolos.

Espero que les sea de utilidad.

Agradecimiento:

Un especial saludo al amigo Juan Manuel Saladino que fue quién nos acercó el arma y la munición para efectuar dicha prueba.

   




Si bien este video no tiene relación con esta nota lo dejo para que puedan verlo a  modo ilustrativo



Tiro nocturno con arma corta de pie frontal

Si el video esta bloqueado hace click aquí para poder verlo

 


Hasta la próxima amigos. Si Dios quiere..!

DANIEL TAGLIAFICO

www.tirotecnicotactico.com

www.tirotecnicotactico.com.ar

www.sectordetiro.com

www.sectordetiro.com.ar